sábado, 29 de septiembre de 2012

ENRIQUE BUNBURY EMOCIONÓ A SUS FANS MEXICANOS EN EL DOMO DE COBRE


Por: Brenda Lesly

Se siente la emoción por parte del público, hay quienes optaron por vestir como si fueran a un "viaje a ninguna parte" y probablemente sea esa la intensión en esta noche.

El público, al escuchar el primer anuncio grita y se emociona, pero es hasta los 16 minutos pasadas la 9 de la noche los Santos Inocentes hacen su aparición con "El mar el cielo y tu"y la euforia es total.

“Llévame" no se dejaba de corear y al ser la canción con la que inicio este show se cumplió lo que el "Licenciado de Cantinas" prometió después de cantar "Diario de un borracho": "Hola México! D,F .muchas gracias por venir, venimos con algunas canciones cantineras, melancólicas y revolucionarias espero que el repertorio que hemos seleccionado para ustedes sea de su agrado esperemos que el repertorio sea de su agrado”.

Y fue así ya que "De mayor", "La señorita hermafrodita" y "El extranjero" lograron cautivar al público, que desde un inicio no dejo de cantar con una aceptación total y entusiasta, este ambiente muy adecuado para disfrutarlo en pareja o con amigos, ya que esas letras melancólicas lograron esa conexión con el interprete, el cual no dejo de agradecer a  México y cuando se entonó "Ódiame"  de Julio Jaramillo, seguida de una interpretación poco usual de "Una canción triste" y "No me llames cariño" fue sin duda una noche para recordar las heridas del amor y los momentos felices que estas letras consiguen.

Se vio a un Enrique Bunbury delgado y recorriendo el escenario, su engalanura característica no falto ningún momento, provocando con ello gritos de emoción entre sus fanáticos que bien no sólo eran femeninos, se vio una gran diversidad, además de que el Palacio se vio lleno casi en su totalidad.

Se apagan las luces y eso provocaba gritos de "Enrique, Enrique" para provocar la continuidad de sus letras y con ello logro que el público se viera gratificado con la presencia de su amiga Ely Guerra en un "San cósme y San Damián" lo cual propicio suspiros y alardes a la bella interprete.


"Infinito" invito al público a recordar esa canción melancólica pero vemos que "Bujías para el dolor" y eso es inevitablemente cierto, parece ser que este concierto tuvo una estructura bastante organizada y "Al final" se pudo corear como un gran cierre, viendo que el español es bienvenido a México y muy bien aceptado.

Esta demás decir que fue una gran bohemia que conquistó con el sonido de las guitarras eléctricas logrando una combinación magnética entre las percusiones y el acordeón, así como la potente voz que lo caracteriza y sin  duda, lo deja como un interprete inigualable y un estilo único, El Lic. de cantinas nos embriagó con su actuación.

Foto: Ocesa/Chino Lemus

No hay comentarios: