jueves, 13 de diciembre de 2012

Agota el primer tiraje el calendario de Julia Orayen, a favor de la Alianza Anticáncer Infantil de Monterrey


-Colabora también con dos asociaciones de protección de animales; orgullosa de que su voz tenga más peso.
-Cerrará el año con un retiro en la India, donde concluirá un ciclo de purificación
-Aunque le ofrecieron hacer teatro y cine, prefiere por el momento probar en la conducción, terreno en el que se siente más preparada.

Satisfecha con el año que ha tenido a nivel profesional y personal, la modelo Julia Orayen cierra este 2012 con un segundo tiraje del  calendario que realizó en Puerto Escondido, Oaxaca, a beneficio de la Alianza Anticáncer Infantil de Monterrey, Nuevo León, en el cual trabajó con el fotógrado Fernando Farfán.

Se trata de un proyecto muy cuidado, de mucha calidad, pensado para que cualquier persona pueda comprarlo, para que sea colocado en cualquier espacio del hogar sin que ofenda a ningún miembro de la familia, comenta Orayen.

Es un proyecto que apoya, pues ha vivido muy de cerca el problema del cáncer, ya que su padre murió de esta enfermedad, por eso cuando le hicieron la propuesta “de inmediato se puso la camiseta”, explica la escultural modelo, quien no es la primera vez que participa en este tipo de campañas.

Y porque la idea es ayudar, dice, se hizo un trabajo cuidado, que muestra escenarios hermosos que por sí mismos vale la pena admirar, independientemente de su presencia, ya que se buscó que fueran imágenes que no faltaran al respeto a los valores familiares.


El calendario ha tenido tal éxito que tras acabarse el primer tiraje se decidió editar un segundo, a fin de recaudar todos los recursos posibles a favor de esta causa, “y estamos muy esperanzados de supear los números del anterior calendario”.

Otra causa en la que Julia colabora es los derechos animales, formando parte de dos grandes asociaciones de protección (AMEDEA Y ANIMA NATURALIS). Estas actividades no tienen qué ver con la ola de popularidad que ganó este año, “Es algo que he hecho toda mi vida y ahora estoy orgullosa de que mi voz tenga más peso y pueda ayudar más que antes”, comenta.

Lo hace, explica, porque son este tipo de cosas con las que se queda una al final del día, aunque ciertamente, esa popularidad sí ha contribuido a que su voz se eleve más alto, sus acciones tengan más impacto y pueda acceder a proyectos que antes ni siquiera tenía contemplados en su horizonte profesional.

Y es que este año que su imagen tuvo gran impacto mediático le ofrecieron de todo, dice, proyectos de conducción, lanzar discos como cantante, dvd s de meditación, algo de actuación, y hasta guiones de cine que no la convencieron, pero “una tiene que ser consciente de las capacidades propias y yo me lo tomo con calma, por ahora me encanta la conducción, que es lo que más he hecho”.

Julia Orayen estudió actuación en el Cefac de TV Azteca, no obstante, señala con madurez, es una actividad en la que te tienes que estar preparando de manera constante, actualizándote o te quedas obsoleto, y en su caso no cree que sea el momento de explorar esa faceta, aunque ya se dejó ver en televisión, en el programa “La Isla”.

Me gusta al final del día irme a dormir tranquila, sabiendo que mis niveles de calidad son los que me gustan, por ejemplo, yo sería incapaz de lanzar un disco…hay que tener respeto por la gente que canta maravillosamente”, reconoce Orayen, cuya madre es una excelente cantante de ópera.

Finalmente, sobre cómo cerrará el 2012, adelantó que cumplirá un sueño de hace un par de años y que se irá a la India, a la Oneness University, para participar en un proceso de profundización personal con el que culminará un ciclo de purificación, como parte de un grupo que práctica, recibe y transmite energía a los demás. Será un mes el que tomará para meditar y elevar su “nivel vibracional”, para luego regresar y analizar las ofertas de conducción que tiene.

No hay comentarios: